El debate hurtado sobre Arabia Saudí

Hace tiempo me llamó la atención la proliferación de columnas de opinión que culpaban de la actual ola de yihadismo en Europa a Arabia Saudita en última instancia. Todos los autores hablaban del wahabismo y del dinero gastado por Riyad en difundir su versión ultraconservadora del Islam. El argumento me pareció peculiar por dos razones, por la vía de radicalización de los yihadistas europeos y por la propia historia del salafismo-yihadista.

El perfil de los yihadistas que han actuado en Europa desde 2012 para acá en Francia y Bélgica, principalmente, suele ser el de hijos de inmigrantes que tras un vida de pequeña delincuencia, drogas y alcohol se convierten en “musulmanes renacidos” a su paso por la cárcel o su contacto con algún predicador radical y carismático. No es una trayectoria que tenga vínculos con el Islam oficial de mezquitas como la de la M-30 de Madrid.

Centro Cultural Islámico de Madrid, financiado por Arabia Saudita. Foto: Wikimedia.

En la historia del pensamiento salafista-yihadista, que arranca en la segunda mitad del siglo XX, encontramos personajes como el egipcio Qutb, el palestino Azzam y el sirio Mustafá Setmarian. Pero no aparecen figuras del Islam oficial saudí llamando a los musulmanes de Europa a poner el continente en llamas. Incluso las tan habituales comparaciones del Islam saudí y el Estado Islámico no resisten un análisis serio cuando comprendemos el carácter de secta apocalíptica de este último. Véase “El califato del fin del mundo” de Manel Gozalbo.

Así que ordené mis argumentos e hice un repaso para la revista EL MEDIO recientemente en Arabia Saudita y la sospecha sospechosa. Me resulto curioso que tantas personas se hayan puesto a escribir un pliego de acusaciones tan parecido y peculiar contra Arabia Saudita a la vez. Y creo que no es un fenómeno casual. Este tipo de memes los lanza alguien con un objetivo. ¿Quién podría estar interesado en desacreditar Arabia Saudita a ojos de los europeos? Obvio. Los enemigos geopolíticos de Arabia Saudita. Y hay un detalle curioso, a Arabia Saudita se le pueden reprochar muchas cosas. Por ejemplo, la falta de derechos y libertades. Véase “A Arabia Saudita le perdonamos todo” de Juan T. Delgado. Pero quien lanzó el meme parece que no quiso escarbar en ese lado, a saber por qué. O puede que la ola de atentados yihadistas pusiera a tiro un argumento fácil.

Pero hay una última cosa en la que caí en la cuenta esta semana. El asunto del dinero saudí promoviendo un Islam reaccionario en Europa tiene una consecuencia que, me queda la sensación, los críticos de la relación de Occidente con Arabia Saudita desde la izquierda progresista pasan por alto. Ese dinero tiene un efecto. Promueve unos valores que son incompatibles con la convivencia en democracia. Y me pregunto por qué no tenemos ese debate.

 

3 thoughts on “El debate hurtado sobre Arabia Saudí

  1. Creo que es bastante evidente el motivo por el que no se quiere hacer énfasis en el ahorcamiento de homosexuales o el machismo, por ejemplo. Y es que eso lo hay en Arabia pero también en Irán.

    Lo que se quiere es dar la imagen de que el islam saudi mata y el iraní no. EL islam de Irán sería pacífico y permitiría alianza de civilizaciones, multiculturalismo, happy flower power… Se les quiere presentar como los buenos de la guerra fría intraislámica.

    Irán es un país avanzado que usa aviones militare para saber cuando empieza el ramadán. Irán es un pueblo acogedor. Irán tiene reservados escaños en el parlamento para la minoría cristiana. Irán es izquierdista económicamente (mira que ocupa los 5 últimos puestos de libertad económica), no como los capitalistas Emiratos Árabes Unidos, Kuwait o Arabia. Irán simpatiza con la revolución bolivariana y combate el imperialismo yankee. Irán reconoce la transexualidad y apoya el cambio de sexo (lo que no te dicen es que persigue con la muerte la homosexualidad y muchos homosexuales se ven obligados a proclamarse transexuales y aceptar un cambio de sexo para salvar la vida), etc.

    Y para esto se recurre a que Daesh y Al-Qaeda son suníes. Se olvida deliberadamente a Hezbola o se le da el rango de guerrilleros comparándolos con la teología de la liberación en suramérica o diciendo que son un problema local y no internacional. Olvidando (o justificando) el atentado a la embajada de Israel en Argentina.

    Se nos intenta convencer de que Irán es el bueno. Sin ir más lejos, a mí me dijeron que había que apoyar al bando chiita en Yemen porque el otro bando era Al-Qaeda y los financistas del Daesh y que, por respeto a las víctimas del 11-M, había que combatirles.

  2. Creo que es bastante evidente el motivo por el que no se quiere hacer énfasis en el ahorcamiento de homosexuales o el machismo, por ejemplo. Y es que eso lo hay en Arabia pero también en Irán.

    Lo que se quiere es dar la imagen de que el islam saudi mata y el iraní no. EL islam de Irán sería pacífico y permitiría alianza de civilizaciones, multiculturalismo, happy flower power… Se les quiere presentar como los buenos de la guerra fría intraislámica.

    Irán es un país avanzado que usa aviones militare para saber cuando empieza el ramadán. Irán es un pueblo acogedor. Irán tiene reservados escaños en el parlamento para la minoría cristiana. Irán es izquierdista económicamente (mira que ocupa los 5 últimos puestos del índice de libertad económica), no como los capitalistas Emiratos Árabes Unidos, Kuwait o Arabia. Irán simpatiza con la revolución bolivariana y combate el imperialismo yankee. Irán reconoce la transexualidad y apoya el cambio de sexo (lo que no te dicen es que persigue con la muerte la homosexualidad y muchos homosexuales se ven obligados a proclamarse transexuales y aceptar un cambio de sexo para salvar la vida), etc.

    Y para esto se recurre a que Daesh y Al-Qaeda son suníes. Se olvida deliberadamente a Hezbola o se le da el rango de guerrilleros comparándolos con la teología de la liberación en suramérica o diciendo que son un problema local y no internacional. Olvidando (o justificando) el atentado a la embajada de Israel en Argentina.

    Se nos intenta convencer de que Irán es el bueno. Sin ir más lejos, a mí me dijeron que había que apoyar al bando chiita en Yemen porque el otro bando era Al-Qaeda y los financistas del Daesh y que, por respeto a las víctimas del 11-M, había que combatirles.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s