Demasiado tarde.

Cuando dejas cosas en el tintero te arriesgas a que aquello que querías anticipar termine sucediendo y no tenga ya ningún mérito contarlo. Pero aún así es necesario hablar de Mauritania y México.

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑