Desmitificando la piratería en Somalia

Una semana después de que El Mundo publicara un artículo sobre la privatización de la seguridad de los pesqueros españoles, en el que aparezco citado, y de vuelta a la rutina veo que el secuestro del atunero Alakrana sigue pendiente de resolverse.

Me ha llamado la atención encontrar no uno, sino dos artículos sobre el asunto escritos desde la óptica de la izquierda perro-flauta en el diario Público. Qué esperar de esa izquierda que vive confortablemente en el mundo desarrollado y siempre encuentra alguna realidad que retorcer para así aplaudir a un tirano, un terrorista o un simple criminal.

El argumento de que los piratas somalíes son depauperados pescadores no cuadra con el dato de que los pesqueros no son más que una escasa minoría de los barcos que sufren ataques. Según el informe anual del ICC International Maritime Bureau del total de 293 barcos que sufrieron ataques en 2008 sólo 9 eran pesqueros. Habría que desglosar las estadísticas por cada región del mundo. Pero estoy seguro que en el área del Cuerno de África las proporciones resultantes serían las mismas.

Más aún, la idea de que los piratas somalíes actúan como reacción a la explotación de los recursos pesqueros de la ZEE somalí tendrá sentido si fuera dentro del radio de 200 millas náuticas en donde tuvieran lugar los ataques piratas. Pero un vistazo a la distribución geográfica de los ataques rápidamente desmiente el bulo. Ahí está el ejemplo del carguero chino secuestrado a 700 millas de la costa de Somalia. Algo así sólo es posible por el uso de barcos-nodriza desde los que lanzar el par de lanchas que emplean los piratas en la mayoría de los ataques.

El mapa de la localización de los ataques piratas refleja otra cosa importante: La mayor concentración de ataques se produce en el Golfo de Adén, en el corredor de entrada y salida del Mar Rojo. Por allí pasa el tráfico marítimo que conecta Europa y el Mediteráneo con el Golfo Pérsico y Asia Oriental. La respuesta internacional ha sido tratar de concentrar todo el tráfico en una ruta prefijada a la que proporcionar especial vigilancia a la vez que procurar reunir convoyes de barcos.

Por otro lado la dispersión de los ataques piratas en la cuenca somalí refleja lo tremendamente atomizado que es el tráfico de buques en la zona. Lo mismo podría decirse de la actividad de los atuneros en la zona. Esa es la principal razón de lo difícil que se le presenta a la misión europea dentro de la Operación Atalanta solventar el problema de la piratería que afecta a los pesqueros españoles. Sólo seguridad in situ en los barcos puede ser una solución viable, tal como apuntábamos en una columna de opinión en InfoDefensa.com

Hasta ahora el uso de seguridad privada suficiente y eficaz en los atuneros españoles pasaba por la superación de los límites legales de la Ley de Seguridad Privad española. En primero luegar fueron el secretario de Estado de Defensa, el secretario general del Mar y el de Política de Defensa los primeros en hablar de un cambio de la ley. Ahora hizo lo propio el Ministro de Interior. Se avecinan tiempos interesantes.

[Actualización 27/10/2009: Corregido el enlace al artículo de El Mundo. Gracias al Tirador Solitario por el aviso]

16 thoughts on “Desmitificando la piratería en Somalia

  1. Permiteme felicitarte por el cambio de estilo en la plantilla.

    ¿No se enteran o no se quieren enterar?

  2. Muy interesante el post, como todo en general. ¡Qué ganas de hincarle el diente a tu creación! 🙂

    Por cierto, referente a la nueva plantilla: me encanta, pero si entras con javascript desactivado el blog no carga en absoluto. Eso deberías modificarlo (desde mi punto de vista) para que la página cargue también sin javascript. Con funciones reducidas, si es necesario, pero que cargue. Al fin y al cabo, muchas personas llegarán a tu web sin javascript… es una medida de seguridad, en este caso informática 🙂

    Un saludo, Lobo.

  3. Ciertamente el blog necesitaba un cambio de plantilla urgente. Pero considero esta una transitoria. Versus acaba de darme más razones para buscar una mejor.

  4. Muy interesante el post. Sigue así.

    Los piratas son camorristas con calcetines blancos, y los mercenarios los porteros de la disco. La diferencia es que cuando la cosa se pone dura de verdad en la noche, la salida de la disco se llena de polis, pq de lo contrario las ciudades españolas se convertiriían en favelas, tal y como ha pasado en el Índico

    Los deshuevados de los dirigentes de este país, por no tener problemas, no están defendiendo los intereses y los derechos de los españoles de la debida manera. Y aunque la seguridad privada es necesaria, pq el gobierno no puede estar en todas parte, también es cierto que eso no es justificación para abandonar sus obligaciones y funciones.

    Menos mal que por lo menos hay un emprendedor serio en este país para la seguridad militar. Esperemos que los inútiles de la clase política, ya que no saben solucionar problemas con un presupuesto de decenas de miles de millones de euros (de las FAS), por lo menos permitan a la sociedad civil (via mercado) defenderse como es debido. Porque ni comen ni dejan comer.

    Saludos.

  5. Yo creo que aquí hay dos cosas. Efecitvamente la pirateria es un fenomeno hoy por hoy desligado ya de los pescadores somalíes. Pero sus orígenes si creo que están ligados a la explotación de sus aguas.

    A ver, esto es así. Somalia como estado no existe y jamás ha podido proteger sus costas del saqueo de los pesqueros occidentales y chinos. Los pescadores somalíes empezaron entonces una pequeña guerra particular para defender el modo de vida con el que se ganaban el pan. Así de sencillo. Por entonces aquello no era piratería sino un simple i vano intento de ahuyentar a los pesqueros extranjeros. Evidentemente aquello no resultaba y el saqueo de sus costas continuaba. Así que en algún momento de toda esta historia a alguien se le ocurrió secuestrar y pedir rescate. Fue un rescate pequeño poca cosa, más para disuadir que para realmente sacar algo.

    Pero Europa respondió como cualquiera hubiese hecho. Si me piden 1000 pesetas por liberar a mi hijo yo voy y los pago. Después de todo que son mil pesetas al lado de su vida? Así que Europa pagó esos rescates sin problemas. Los piratas eran pescadores que sin su sustento encontraron una nueva forma de hacer dinero. Pero como todo nuevo negocio lucrativo no tardó en surgir una mafia en tierra que empezó a controlar los rescates y los secuestros. En realidad es un efecto bola de nieve y las siguientes veces pidieron más dinero. Se lo dimos obviamente y no seré yo quien diga que no debía hacerse así. Si a mi me piden 1000 pesetas yo se las doy y me llevo mi hijo a casa, sano y salvo. Porque se pagaban las 1000 pts? Pues porque con los 10 kilos de atún vendidos en los mercados europeos sacábamos 10.000 más así que hasta nos salía a cuenta. Total en nuestras costas habíamos acabado con el atún. Pero los pescadores somalíes reconvertidos a piratas tontos tampoco eran y cada vez pidieron más y vieron que podian secuestrar todo tipo de barcos y que por algunos daban mucho más como los petroleros etc etc.

    Esa cadena llevó a lo que llevó. Luego vinieron los franceses y los yankees matando y llevándose a piratas para juzgarlos. Hasta entonces los piratas habían tratado más o menos bien a los secuestrados después de todo solo querían el dinero. Pero ahora la cosa había pasado a ser también personal. A ver quien puede más. El dinero de los rescates alimenta la industria de la piratería y esta cada vez necesita más territorio para rentabilizar su inversión en mejores equipos y armas.

    Mi solución? No ir a pescar allí. La culpa siempre fue nuestra por aprovecharnos de un país al que no supimos ayudar y del que nos fuer la mar de bien que se quedara en estado fallido, así pudimos saquear las costas a placer sin que nadie defendiera a la industria pesquera del lugar.

  6. Bastante de acuerdo con lo que comenta Vespasiano. Hay un par de cosas del post que no están del todo claras y no es normal para como suelen ser tus posts (muy buenos en mi opinión).

    Cito: “Según el informe anual del ICC International Maritime Bureau del total de 293 barcos que sufrieron ataques en 2008 sólo 9 eran pesqueros. Habría que desglosar las estadísticas por cada región del mundo. Pero estoy seguro que en el área del Cuerno de África las proporciones resultantes serían las mismas.”

    Bueno supongo que eso no es un razonamiento válido, no me he puesto a comprobar ni lo uno ni lo otro dicho sea de paso.

    El famoso vídeo para el que le interese:

    http://www.journeyman.tv/?lid=59911

    Un saludo.

  7. Estoi totalmente de acuerdo con vespasiano menos en la solucion.

    La solcion ,en mi modesta opinion es encontrar metodos utiles y q no perjudiquen la naturaleza de pesca,pero supongo q tendremos q esperar a q acabemos con todo y cuando lla no sea un negocio buscar las soluciones,como lla lleva aciendo el ser humano toda su existencia.

  8. Vespasiano, seguro que al autor del blog le parece que tienes una óptica de izquierda perroflauta. La solución para el, obviamente, es mandar cañoneras.

  9. El término correcto sería “patrulleros de altura”, como los futuros BAM de la Armada española. El término “cañonera” pasó hace décadas a la historia.

    Sin embargo dudo que los barcos militares por sí mismos sean la solución. Ya dije hace tiempo que la solución temporal es la contratación de seguridad privada.

    La solución definitiva pasa por un reforzamiento de las capacidades del Gobierno Federal de Transición somalí y una pacificación del país.

    Me río del discurso perroflauta porque nadie que lo sostiene se ha molestado en leer nada sobre la piratería somalí. Si se trata de pobres pescadorse somalíes depauperados por las malvadas corporaciones pesqueras occidentales que pescan en sus caladeres, ¿qué coño hacen más cerca de la India que de Somalia? ¿Porque atacan barcos de pasajeros keniatas? ¿Por qué la inmensa mayoría de los ataques son a mercantes que entran y salen del Mar Rojo? Es un negocio. Puro y duro.

Los comentarios están cerrados.