La Flotilla hace aguas (III)

En una era en la que es irrelevante lo que pasa frente a la construcción del relato mediático la propaganda es el arma de guerra definitiva.

Ayer vi “Fuego sobre el Mármara”, documental producido por la cadena TeleSur sobre el abordaje israelí al barco Mavi Marmara el 31 de mayo de 2010. El reportaje resulta una pieza de propaganda que irónicamente hurta al espectador la respuesta de lo que supuestamente lo motiva. ¿Qué pasó en el Mavi Mármara aquella madrugada cuando comandos israelíes del Shayetet 13 descendieron sobre el barco mediante “fast rope”?

El Mavi Marmara era el barco más grande de la Flotilla y transportaba unos 600 activistas y periodistas de diferentes credos y nacionalidades que convivieron de forma idílica, según el reportaje, durante la navegación. En palabras de la española Laura Arau, el barco era “como el Arca de Noé” (sic). Se ven imágenes de cómo los pasajeros cantan juntos sin que unos entienden el idioma de los otros (ver minuto 24:05). Se entiende entonces que muchos pasajeros occidentales del barco fueron incapaces de entender la ideas, consignas y proclamas de muchos de los islamistas radicales embarcados en el Mavi Marmara.

En el barco viajaban centenares de potenciales testigos del incidente pero la mayoría de las personas que muestra el documental sólo cuentan sus motivaciones para formar parte de la Flotilla, la convivencia a bordo y las sensaciones vividas tras el abordaje israelí. Falta un relato claro y preciso de diferentes testigos que reconstruya de primera mano qué sucedió en el momento en que los comandos israelíes descendieron sobre la cubierta superior del barco.

Podemos ver las imágenes grabadas por los pasajeros en la despedida y en la travesía. De la madrugada del abordaje sólo se nos ofrecen los momentos previos y posteriores al asalto israelí. ¿Qué pasó para que no haya imágenes de ese momento crucial que demostraría la violencia injustificada de las fuerzas israelíes que provocó nueve muertos? Misterio. No hay imágenes grabadas por los integrantes de la Flotilla. Sí las hay desde el punto de vista israelí, grabadas por un cámara infraroja israelí. En los minutos 00:47 y 00:55 del documental se ven a los comandos israelíes descendiendo por la cuerda y justo cuando están a punto de pisar el barco el “dinámico” montaje salta a otras imágenes. Qué casualidad. Lástima.

Pero antes de llegar a ese fatídico 31 de mayo de 2010 hablan varios miembros de la flotilla. Tenemos al músico Dror Feiler, nacido en Israel y residente en Suecia, miembro del consejo editorial de una web de noticias de las FARC y coautor de una instalación artística donde la foto de una terrorista suicida palestina flotaba en una barco de papel sobre una piscina color sangre.

Interviene hablando de forma afectada Kimberly Soto Aguayo, ciudadana sueca de origen chileno, que cuenta cómo un día escuchando música en su casa la emisión de radio fue interrumpida por una voz “diabólica”. El reportaje pasa a mostrar imágenes del golpe de estado del 11 de septiembre de 1973 en Chile. Un momento histórico que difícilmente vivió la activista considerando que el golpe sucedió antes de que naciera (la prensa chilena menciona 34 años como su edad en junio de 2010). No queda claro qué pinta Pinochet y el golpe de estado de Chile en todo esto porque ni siquiera el documental aprovecha para contar una historia de exilio y desarraigo.

Habla también la española Laura Arau que recientemente confesaba sin rubor a TVE que “yo era antes de esas personas que se creía todo lo que se dice en la tele” y que en el documental cuenta que hasta que las noticias de televisión mostraron la “Operación Plomo Fundido” no había tenido nunca referencias de la situación del pueblo palestino. En esa idea de que los medios esconden el conflicto de Oriente Medio inciden dos palestinos residentes en el Reino Unido. ¿Realmente a estas alturas del siglo XXI queda gente joven cuya única referencia informativa es la televisión?

El documental muestra imágenes de los check-points israelíes y las colas de palestinos en ellos. El asunto presenta un problema. Israel se retiró de Gaza en 2005. Laura Arau habla de un intento de entrar desde el lado egipcio que fue bloqueado por las autoridades egipcias. “No conseguimos entrar y fuimos muy mal tratados por las autoridades egipcias”, dice en el minuto 14:58. El bloqueo de las fronteras terrestres de la Franja de Gaza lo mantenían en mayo de 2010 los gobiernos de Egipto e Israel pero el “malo de la película” es siempre Israel. Cómo no.

A mitad de reportaje llegamos a la madrugada del lunes 31 de mayo de 2011. Sobrevuela el Mavi Marmara un UAV israelí, al que llaman “avión espía” porque esas cosas dan siempre mayor dramatismo, mientras tres buques israelíes se acercan a la flotilla. Uno de ellos se ve claramente que es una corbeta clase Sa’ar 5. Se trata del tipo de buque más grande de armada israelí, con 1.227 toneladas de desplazamiento a plena carga. Insuficiente para cortarle el paso al Mavi Marmara.

Hay llamadas a la oración y rezos. ¿Preparando la batalla? ¿Una rogatoria? No sabemos. El autor del reportaje no sabe árabe así que no tiene el contexto. La viuda de una de las víctimas cuenta la última conversación con su marido. Es una despedida, como si supiera que va a pasar algo grave.

Aparecen los primeros comandos navales israelíes tratando de acercarse al Mavi Marmara con sus embarcaciones RHIB. El reportaje nos muestra como siempre movimientos rápidos de cámara e imágenes entrecortadas que nunca nos permiten saber qué está pasando. Es de noche y apenas podemos ver qué pasa en el mar con las lanchas israelíes mientras algunos pasajeros se asoman por la borda. La calidad del vídeo en formato .flv que permite descargar TeleSur tampoco es muy buena. Las lanchas parecen alejarse.

El siguiente intento es mediante helicóptero. Un UH-60 Blackhawk israelí se coloca sobre el Mavi Marmara y deja caer una maroma para que los comandos del Shayetet 13 hagan “fast rope” sobre la cubierta superior. Alguien dice que los soldados están disparando. Se oyen disparos pero no suena a munición real de combate. Tampoco sabemo a qué momento correspondene esas imágenes de pasajeros en una de las cubiertas superiores mirando al helicóptero.

Pasamos a las imágenes infrarrojas captadas por las fuerzas israelíes. Pero justo tan pronto cada uno de los soldados que descienden por la maroma toca el barco la imagen se corta y pasa al descenso del siguiente soldado. Lo vemos en el minuto 36:00 e incluso en un segundo segmento en el minuto 36:30 ¿Qué pasó cuando los soldados israelíes tocaron la cubierta? No lo sabemos. Tampoco lo saben los pasajeros. “Lo que debe estar pasando arriba es horrible” dice Fátima Al Mourabiti, una de las pasajeras, en el minuto 37:20.

Aparece entonces en las cubiertas inferiores el flujo de muertos y heridos. Tres soldados israelíes quedan en poder de los pasajeros. Al menos dos están heridos. Uno de los pasajeros turcos cuenta que los llevaron allí “por su propia seguridad” ya que los israelíes habían estado disparando. Uno de los palestinos residentes en el Reino Unido añade que de lo contrario “algunos podrían haber tratado de atacar al soldado”. Quién hirió a los soldados no se explica. Pero que los pasajeros después de desarmarlos no los mataran allí mismo con sus propias armas es una prueba de que aquel era un “barco humanitario” según Laura Arau. Queda sin explicar cómo fue que los pasajeros de un barco humanitario desarmaran a tres soldados de una fuerza de élite israelí y estos terminaron heridos.

Vemos imágenes del periodistas turco Cevdet Kılıçlar, una de las víctimas. Habla su viuda, su hija y otros pasajeros del barco. Habla el médico que le practicó la autopsia. No parece hablar con mucha soltura. Como si no se sintiera cómodo hablando en inglés o sintiera que no tiene mucho que contar. Menciona dos calibres diferentes. Uno de los tipos de munición fue disparado entre 35 y 45 centímetros. El otro en torno a un metro (minuto 45:48) . Los disparos fueron hechos a muy corta distancia. El periodista turco es el único de los nueve muertos del que nos hablan. ¿Quiénes eran los otros ocho? ¿En qué circunstancias murieron? ¿No tendría mucho más fuerza el reportaje si pusiera cara a cada una de los nueve muertos?

El documental termina en Gaza, una vez la frontera con Egipto fue abierta. Se ve la instalación de un parque infantil. Se ve a niños plantar árboles. Uno de los palestinos de la Flotilla concluye que la muerte, las pistolas y los barcos de guerra no son el idioma que hablamos en 2010″. ¿Se habrá enterado Hamás y la docena de grupos islamistas de la Franja de Gaza? Uno de ellos secuestró y mató al activista italiano Vittorio Arrigoni, primera persona a la que se dedica el documental.

Llegado al final del reportaje podemos atribuirle el gran mérito de haber dedicado 69 minutos a la Flotilla a Gaza sin que aparezca un solo palestino habitante de la Franja de Gaza hablando. ¿Tienen opinión? ¿Tienen algo que contar? ¿Tienen voz? Ni siquiera se le da voz a una sola persona para que denuncie la situación humanitaria en la Franja, los ocasionales ataques aéreos israelíes y el bloqueo naval. Laura Arau cuenta en el minuto 1:05:14 que hasta implicarse en la causa palestina “estaba buscando qué hacer con mi vida, cuál era mi lugar”. Pobres palestinos. Son una mera excusa, el decorado de fondo sobre el que occidentales vuelcan sus fantasías aventureras y frustaciones personales.

Pero al final. ¿Qué pasó en el Mavi Marmara? Lo veremos en la última parte de esta improvisada serie sobre la Flotilla.

9 thoughts on “La Flotilla hace aguas (III)

  1. ¡Qué buen análisis! Yo también lo vi, y me pareció un ejercicio de pura ñoña sensiblería. No me enteré de nada de lo que pasaba, y mientras me decían que eran todos pacíficos activistas, hablaban de heridos israelíes. Además, que todos hemos visto las imágenes completas que este documental no muestra… Y esos israelíes ¿son medio estúpidos o qué? ¿Cómo bajan de uno en uno, aparentemente desarmados, en medio de todos esos tíos con ganas de lincharlos? ¿O es que se creyeron el rollo pacífico? ¿Es verdad que llevaban pistolas de pintura?

  2. Espero explicar qué pasó en el Mavi Marmara en la última parte. Hay suficientes imágenes y testimonios como para saber que el vídeo producido por la televisión chavista no hace más que un relato deshonesto de lo que pasó.

    Los israelíes creyeron que se enfrentaban a un grupo de activistas que sólo opondría resistencia pasiva. Error. Y sí, aunque parezca mentira algún comado israelí bajó al barco con un pistola marcadora de paintball. Se puede apreciar en las imágenes. Pero eso ya es adelantarme a lo que voy a contar…

  3. Espero con mucho interés el próximo capítulo. ¿Qué crees que pasará con la próxima flotilla?

    Sobre los costos de enviar ayuda a otros países por parte de las ONG’s hay mucho que contar de lo mal que se gestionan. Pero es que muchas veces los envíos son contraproducentes ya que desaniman la producción local. En muchos casos sería mejor enviar dinero a organizaciones locales y que estas compraran allí lo necesario. Pero claro así no hay el revuelo publicitario de la organización de la expedición. La resonancia del convoy recorriendo esos países. Con la cantidad de historias que se pueden contar al volver a casa. No hijo no, nada de hacerlo sencillo si podemos complicarlo, alargarlo y disfrutarlo. Esto es como hacer el amor. Para fecundar hace falta poco esfuerzo, pero se disfruta más si se alarga jajajajajaja Perdona la broma.

  4. Que ingenioso cinismo, que solo demuestra lo bien que te cae el estado de apartheid de Israel…Para empezar, eres un racista, los arabes son “islamistas”, y seguro hablan de cosas malas, pero “como no les entendemos” (recontraSIC)…

    Segundo, si no hay imagenes de lo que pasó es porque los israelís confiscaron cientos de cámaras y su material (ese detalle se te “escapa”)…lo tienen ellos, preguntales porque no lo muestran (otro SIC)

    Los chekpoints se muestran como acompañamiento del relato que hace un palestino de las humillaciones cotidianas que ha visto sufrir a su gente. En ningun momento se dice que sea Gaza. También cuenta que su madre tuvo que parir en un checkpoint porke no la dejaron pasar, y su hermanito murió. Estos arabes, que tontos son.

    Seguimos. Se oyen disparos de munición no letal, se ve claramente a algunos soldados con armas tipo paintball, y también se ven con uzis (letales) con silenciadores y M4 norteamericanos (bastante letales también), pistolas automáticas, y otros modelitos.

    Casi todos los muertos presentaban 4 o 5 impactos de bala (suponemos que eran balas letales), 50 heridos de bala, y cientos de orificios en la cubierta metálica del barco. Listillo.

    A los comandos, lo cuentan muy bien, tambien se te pasó, los desarman algunos miembros de la flotilla, y fueron golpeados con palos por miembros de la flotilla, después de ver a sus compañeros muertos y heridos.

    Los mismos miembros de la flotilla que les protegieron de la ira de algunos, y los curaron de sus heridas leves. Moratones y chichones. Un crimen.

    El forense habló con un permiso especial del estado Turco, que investiga los hechos, por eso esta algo incómodo, y por eso solo habla de uno de los muertos.

    Tu, como militar, ¿defenderias tu país si lo invadieran y bombardearan todos los dias?…igual que Hamás…hipócrita!!

    Los que mataron a Arrigoni, algun dia sabremos que eran mercenarios usados por el Mossad, tiempo al tiempo…dieron 30 horas de ultimátum y lo mataron en menos de 10, y el lider, despúés, mató a sus compinches y se suicidó cuando Hamás lo acorraló…tu pareces saber mucho de esto de la guerra…y piensas igual que yo, aunque lo nieges, por simpatía hacia Israel y ignorancia hacia los palestinos…

    El hecho, es que tu te burlas de Laura…y Laura consiguió que Turkía (un super-estado) rompiera su alianza militar con Israel, un negocio de miles de millones de dólares y de vital importancia geo-politica…Laura y los que son como ella, valientes que no temen a los comandos asesinos israelís.

    La eficacia de esta flotilla la ha demostrado Israel, que pierde el culo para ver como paran a la siguiente…y las que le seguiran…la ética humana más básica esta de parte de la flotilla, y eso, a los militares os importa una mierda, pero al mundo, no…estais perdidos…

  5. Micifuz: Deberías haber esperado a leer la cuarta parte para evitar decir tantas tonterías.

    Muy bueno empezar eso del “apartheid”, una de esas comparaciones con situaciones históricas diferentes pero que siempren queda bien. Por empezar por ahí coge carrerilla y suelta sin rubor eso de “ghetto de Gaza” o el “holocausto palestino”. ¿Lo de “apartheid” lo dices por el 20% de palestinos dentro del Estado de Israel con representación parlamentaria? Pero eso es lo de menos.

    Para empezar te has comido una tilde en “árabes”. El Mavi Marmara fue un barco comprado por la ONG turca islamista IHH.

    Su líder antes de salir de Estambul en un mitín en el propio barco dijo que echarían al mar a los soldados israelíes que pisaran el barco. (Puedes ver una grabcación en Youtube). Y entre los nueve muertos quedan las grabaciones de alguno manifestando a cámara su sueño de convertir en shahid (También en Youtube).

    Evidentemente entre los activistas españoles dudo que alguno hablara árabe o turco. Y eso les exculpa de estar al corriente de las intenciones y objetivos de los miembros de IHH, que buscaban una confrontación violenta. De hecho el Mavi Marmara e IHH no participan en la II Flotilla. Hay varias teorías pero una dice que hubo presiones para que una organización de tan marcado carácter islamista no paticipara.

    Precisamente las grabaciones de actos de violencia de los miembros de IHH hechas a bordo por activistas y por las cámaras de seguridad del barco han sido mostradas por las autoridades israelíes (canales del Ministerio de Asuntos Exteriores y Fuerzas de Defensa Israelíes). Quien ha procurado no mostrarlas es, por ejemplo, es David Segarra en su reportaje “Fuego sobre el Mármara”. Que oye, ¡qué casualidad!, en cada secuencia de actos de violencia siempre se corta. Ofrece en dos fragmentos separados la secuencia a color grabada a ras de cubierta de la llegada por “fast rope” de un soldado israelí que inmediatamente es golpeado y acuchillado. Siempre con un montaje que ofrece las imágenes de forma fugaz. Y todas las imágenes del descenso desde los helicópteros de los comandos israellíes captados por infrarrojos se cortan justo cuando ponen los soldados el pie en cubierta. En Youtube está la secuencia y se puede ver perfectamente lo que pasa. Una turba los ataca hasta que caen al suelo donde siguen pegándoles.

    ¿Checkpoints? ¿Ocupación? Sí, claro. Existen. Cualquiera que haya estado por allí los ve y sufre. “Casualmente” se han reducido y la situación en Cisjordania ha mejorado bastante desde que la Autoridad Palestina cuenta con un primer ministro empeñado en construir un país y no en hacerle la vida imposible al que tiene al lado. Pero seguro que no te tengo que explicarlo. Porque tú seguro que apoyas como yo la Tercería Via de Salam Fayyad y Hanan Ashrawi.

    El propósito del reportaje es mostrar una Flotilla a Gaza donde no hay ocupación israelí. Hay un conflicto en el que Israel bloquea la frontera con ese territorio porque está en manos de un grupo armado que se niega a reconocer al Estado de Israel y por tanto a firmar ninguna paz.

    Las autopsias hecha en Turquía hablaban de varios disparos hechos a distancias cortas con armas de 9mm. Parabellum. Nada que ver con disparos hechos desde el helicóptero antes de poner el pie en el barco. Considerando lo que se ve en las imágenes está claro que los soldados temieron por su vida y se defendieron. Y si alguna vez has disparado una pistola en tu vida imaginarás lo difícil que es en una situación crítica y de tensión llevar la cuenta de las balas. En frío llegas a quedarte con la corredera retrasada y sigues apretando el gatillo. Con un agresor encima tuyo aprietas el gatillo hasta que el objetivo cae al suelo.

    ¿Que pasé por alto que los comandos israelíes fueron tratados por un médico turco en las cubiertas inferiores? Es que lo que yo trato es el asunto principal que “Fuego en el Mármara” evita mencionar. Que los soldados israelíes fueron agredidos con peligro de su vida. ¿Cómo es que tuvieron que ser atendidos por un médico tras abordar un barco de activistas pacíficos que declaraban antes de partir que iban a ejercer la “resistencia pasiva”?

    ¿Qué pasó en aquella cubierta cuando descendieron los comandos del helicóptero? En el documental jamás nos hablan de enfrentamiento. Sólo un palestino británico confiesa elípticamente que procuraron por todos los medios que no subieran al barco. La secuencia que planteas es totalmente errónea:

    -Los soldados primero matan a 9 pasajeros.

    -Son desarmados por los pasajeros.

    -Los soldados son agredidos en un arrebato de rabia tras la muerte de sus compañeros.

    No fue así, porque las imágenes lo demuestran. Primero fueron las agresiones a los soldados. De hecho los tres fueron echados por la borda hasta caer en una cubierta inferior. El resto de soldados que llega justo detrás son también agredidos se defiende y usan sus armas de fuego.

    Que los soldados fueran atendidos por un médico y que hubo pasajeros que se interpusieron para evitar que fueran linchados por miembros de IHH es sólo un reflejo de que había diversidad de pasajeros con agendas políticas y estragisa bastante diferentes. Eso que tú llamas “racismo” por decir que iban a bordo islamistas radicales.

    Qué cosas. Cada vez que sucede un hecho indefendible en el lado palestino (o de la causa que sea) la culpa es siempre de un agente externo El 11-S fue cosa de la CIA porque quedaría muy feo condenar una acción cometida por radicales islamistas. Y a Vittorio Arrigoni lo matan por órdenes de Israel porque sería reconocer que en Gaza operan una docena de grupos más radicales que Hamás. ¿No es eso infantilizar a los palestinos? ¿Negar sus claroscuros y sus contradicciones?

    Y en cuanto a Súper Turquía, que me parece un país fascinante con un proceso político transcendental para el devenir del mundo musulmán en el siglo XXI, las cosas tras la Flotilla pasaron de una forma muy diferente a la que tú recuerdas. En primer lugar menos de una semana después de la primer Flotilla el ministro de defensa turco dijo que el contrato los aviones sin piloto IAI Heron seguiría adelante. Como siguió adelante el contrato de modernización de los M60A3 turcos al estándar M60T con tecnología israelí. Y mejor no hablamos de las negociaciones e inversiones del Bank Hapoalim en Turquía durante la segunda mitad del año 2010. ¿Crees que un banco hace inversiones en un país hostil?

    En noviembre, durante los fuegos del Monte Carmelo, Turquía envió sus hidroaviones CL-215 apagafuegos. Netanyahu y Erdogan hablaron por teléfono y decidieron hacer las paces. La crisis diplomática entre ambos países duró ¿6 meses? Y hoy, con la crisis en Siria, el vínculo de Turquía e Israel vuelve a ser sólido. ¿No te parece curioso que la II Flotilla tratara de salir de Grecia y no de Turquía?

    Yo sí creo que la primera Flotilla logró algo. Logró que los israelíes sintieran la presión internacional y entre otras cosas levantaran las restricciones a la clase de productos que permitían entrar en la Franja. Porque sabrás que la frontera no está totalmente cerrada. Entra ayuda humanitaria y mercancía desde Israel. Ahora, un año después está entrando por la frontera israelí cemento y material de construcción por ejemplo. Y vehículos, televisores de plasma y mil cosas más. La frontera por el lado egipcio está totalmente abierto. ¿Qué sentido tiene la Flotilla “humanitaria?

  6. Dani: Eso que planteas lo he preguntado yo a alguien que hacía cooperación con Guatemala ¿Por qué tanto lío de recoger material escolar en España, meterlo en maletas, negociar con Iberia el sobrepeso y hacerlo llegar? ¿No es más fácil llevar dinero contante y sonante para comprar a empresas locales? La respuesta fue “es que la gente hoy en día no se fía de dar dinero y prefiero dar algo material”.

    Muchas veces no se trata de que los mercados locales estén desabastecidos. Los de Gaza no lo están. El problema es que la gente no tiene dinero para comprar en ellos. Me contaban unos activistas israelíes que trabajaban con gente de Gaza en noviembre de 2010 que el problema no era humanitario sino el estrangulamiento de la economía. Ahora la frontera con Egipto en Rafah está abierta y los israelíes han abierto la mano con las clases de mercancías que cruzan por tierra la frontera entre Israel y Gaza. Asi que imagínate que gracia le puede hacer a un comerciante de Gaza que aparezcan los bienintencionados occidentales regalando las cosas que ellos venden. Eso se llama hundir el mercado. Las donaciones occidentales de grano a Somalia en 1992 lograron arruinar a mucha gente.

Los comentarios están cerrados.